GTranslate

esenfrdeitnoptrusv

¿embarazo ?

El embarazo es uno de los momentos más trascendentales de tu vida y como cualquier momento especial es normal que quieras guardar un registro fotográfico para mostrarle a tu futuro hijo como era su mamá embarazada.

Si aún no te has animado a hacerlo o te preguntas cómo será la mejor manera para fotografiar toda la evolución de tu hermosa panza de embarazada, 

aquí  te dejo algunos consejos e ideas para que logres capturar la esencia de este momento tan especial de tu vida en la mejor sesión de fotos para embarazadas.

Consejos para preparar tu sesión de fotos para embarazadas

Antes de que te coloques frente a la cámara para inmortalizar tu embarazo, es importante que sigas algunos consejos para lograr que la captura de ese momento especial salga lo mejor posible.

Lo primero que debes saber es que es un gran momento para disfrutar.

1. Escoge el  momento perfecto

El mejor momento para realizar la sesión de fotos para embarazadas es a los 7 meses de embarazo, es decir, entre la semana 28 y 30 de embarazo,

ya que en esta etapa tu pancita se notará bastante y se verá mejor. Sin embargo, cada embarazo es diferente, por lo que si deseas hacerlo antes de la semana 28 no hay ningún problema.

Evita esperar hasta las últimas semanas de embarazo, ya que puedes estar más cansada y tendrás menos movilidad debido a la retención de líquidos característicos de esta etapa.

2. Tómate el tiempo que necesites

Para que todo salga como tú quieres  en tu sesión de foto de embarazadas, debes planificar la sesión de fotos sin prisa, y así puedas cuidar cada detalle para que consigas los resultados que tanto buscas. De esta forma podrás escoger la locación y el vestuario con tiempo,

por lo que no sientas presión para acelerar tu sesión de fotos de embarazadas.

3. Escoge el lugar perfecto

un truco para que la locación que escojas sea la perfecta: Toma fotografías de los distintos lugares que consideras como buenas locaciones para tu sesión de fotos. Luego revisa bien las fotos y presta atención a cada elemento para que decidas que es lo que deseas resaltar. Evita los fondos poco armónicos, desordenados o con elementos demasiado cargados, ya que el centro de atención de la sesión de fotos serás tú y tu hermosa panza.

4. Momento ideal del día

El mejor momento del día para realizar la sesión de fotos para embarazadas dependerá de la luz.
Durante amanecer y atardecer es buen momento, pues las imágenes adquieren tonalidades cálidas muy lindas.
para tener fotos de calidad.

5. Practica las poses en un espejo

 Antes de la sesión, ensayar algunas poses frente al espejo. en pinterest puedes buscar muchos ejemplos para practicar alguna de las poses, ayuda mucho a que te sientas más cómoda y vayas planificando ideas originales y todo lo que deseas trasmitir en tus fotos, así que atrévete a experimentar distintas poses para que después escojas la que más te guste de todas.

6. Elige la ropa que más te favorezca

Elegir la ropa que usaras en la sesión de fotos para  embarazadas es un punto muy importante y que no debes pasar por alto.
Estas sesiones quedan mejor si apuestas por prendas lisas, sin estampados muy vistosos, ya que de esta forma tu pancita se podrá apreciar aún más.
Escoge ropa que sea algo suelta y colores que hagan juego con el entorno donde harás la sesión, pero sobretodo, elije la ropa con la que te sientas muy hermosa , eso ayudará a que proyectes una mejor energía ante la cámara.

7. ¿Posar desnuda y embarazada?

Tú decides. Estar embarazada es ante todo un estado natural por lo que el desnudo es una bonita elección. Pero nada será más bello que se te vea radiante, relajada y feliz y eso solo se consigue si estás convencida de lo que haces. Si te sientes cómoda tus desnudos o semidesnudos crearán un ambiente mágico de unión con tu naturaleza. La evidencia de tu barriga hará que tu bebé esté tan presente como tú. Es interesante llevar grandes telas de un solo color, te darán mucho juego y ayudará a la sesión.

8. Piensa quienes van a participar en la sesión

Esta claro que tú y tu futuro bebé seréis los protagonistas de la sesión, pero quizás sea un magnífico momento para que participe tu pareja y tus otros hijos y hacer ese retrato de familia entrañable que a todos nos gusta tener. Lo ideal sería hacer primero las tuyas a solas y después con la familia.

 9. Personaliza las fotos

Este tipo de sesión es realmente personal y si te apetece puedes acompañarte de elementos que quizás nadie entienda excepto tú y los tuyos. Un juguete de cuando eras pequeña, quizás esa ropita para el bebé  que tienes preparada... personaliza tu sesión y le darás un ambiente especial.

10. Elige al fotógrafo

 el fotógrafo debe darte confianza y hacerte sentir que comparte la emoción y lo especial que es este tipo de fotos.

El momento más hermoso de la vida de una mujer